Share On Facebook
Share On Twitter
Share On Linkdin

Ingresa a

Sergiovirtual

INGRESA A MOODLE

Haz Clic Aquí

INGRESA A BLACKBOARD

haz clic
Incorrecto

Ingresa a

SergioNET

Comunidad Sergista en línea



Olvidé mi contraseña
¿Cuál es mi usuario?

Ingresa a

Tucorreo

Si eres estudiante


Si eres FUNCIONARIO

haz clic aquí

Menu

La Sergio también se acerca a Plutón

pluton

¿En qué se parece la sonda espacial New Horizons, que fue lanzada en 2006 para aproximarse a Plutón, y la Universidad la Sergio Arboleda? Aunque el interrogante parece un chascarrillo, lo cierto es que ambas están más cerca que nunca al planeta enano, que fue descubierto en 1930.

Y es que, mientras la nave no tripulada concluyó los cerca de 5.000 millones de kilómetros que separan la tierra del misterioso y helado planeta, La Sergio se aproxima desde la academia con el ciclo de conferencias, Nuevos horizontes, descubriendo Plutón, organizado por el Observatorio Astronómico y la Escuela de Ciencias Exactas e Ingeniería.

“La Sergio dedica este tiempo a Plutón porque nos interesa compartir con la comunidad y con el país la información que tenemos hasta la fecha sobre él y compararlo con lo que se logre en los descubrimientos de la nave de la NASA. Son estudios que permiten comprender nuestro sistema solar, su pasado y su futuro”, explicó el director del Observatorio Astronómico, Raúl Joya.

Las características de su atmósfera y de su superficie, así como los aparentes casquetes polares que se han vislumbrado, son algunos de los aspectos menos conocidos de este planeta, recubierto de diversas capas de hielo, monóxido de carbono, nitrógeno y metano.

“Con la sonda New Horizons, hemos comprobado el interesante movimiento que presenta Plutón y Caronte, su luna más grande. Se ha podido tener indicios del color que caracteriza a cada uno de estos cuerpos celestes: Plutón de color café y Caronte de color gris. Se están empezando a apreciar algunas características de la superficie de Plutón, unas zonas muy brillantes y otras opacas”, explica Joya.

Se espera que la sonda espacial, avaluada en 700 millones de dólares y que tiene el tamaño de un piano, envíe datos e imágenes de la composición de la atmósfera de Plutón, así como una descripción de su interacción con el viento solar, y algunas particularidades de su geología y superficie.

Por esta razón, y atendiendo al momento histórico que vive la ciencia al arribar por primera vez a un planeta tan lejano, la Universidad Sergio Arboleda dedicó cinco días al estudio de este “enano”, que en 2006 ingresó a la categoría de planetas menores, es decir, de los cuerpos celestes que aun no han limpiado la vecindad de su órbita, lo que supone un origen distinto del de los demás. pluton_p

“Realmente a Plutón no se le conoce hasta ahora detalle alguno de su superficie. Se sabe que gira armoniosamente con el hemisferio de su luna Caronte. Una danza de cuerpos celestes”, agrega Joya.

El ciclo de conferencias, que inició el pasado 10 de julio, se extenderá hasta el 15 de julio y analizará la llegada de la sonda New Horizons, las razones por las que Plutón dejó de ser considerado un planeta mayor y los instrumentos que su descubridor, Clyde Tombaugh, implementó para llevar a cabo su hazaña.

Pero no es la primera vez que La Sergio se acerca a Plutón. Precisamente, el próximo 20 de julio se cumplen 13 años desde que el Observatorio Astronómico captó diversas imágenes de este cuerpo celeste, con apenas 20 minutos de diferencia. “En estas fotos se destaca su tenue brillo, dada su gran distancia; Plutón solo es perceptible con telescopios como el de nuestra Universidad, claro está que solo se revela como un punto luminoso sin mostrar característica alguna”, sostiene el ingeniero Joya.

Así, mientras la nave espacial surca a gran velocidad -50 mil kilómetros por hora- el que en su momento fue considerado el octavo planeta y esparce las cenizas de su descubridor, La Sergio analiza la estela de información que durante nueve años y medio la sonda dejó en su trayecto.

“El estudio del espacio es importante porque nos acerca más a nosotros mismos. El ser humano está explorando desde siempre y el límite para él no existe. En este estudio de miles de años, el hombre ha sido lo que es, un explorador. Y comprender el lugar donde habita, nos ubica un poco más de que estamos hechos y para dónde vamos”, concluye Joya.

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE